28 marzo, 2014

La consecuencia

Vivir con la sombra de la muerte 
presente todo el tiempo 
impide pensar en el futuro y
hacer planes a largo plazo.

Etiquetas: ,

12 marzo, 2014

Miedo

Me desperté sabiendo que iba al encuentro de la sombra más oscura y más densa que me habita.
Le abrí la puerta en un papel y con mucho esfuerzo fue saliendo, 
y se dibujó en él, 
y desde allí me miró directo a los ojos. 
Las nauseas se hicieron insoportables y la angustia apretó fuerte.
No soporté más de un segundo de esa pulseada y con el estómago en la garganta la hice desaparecer. 

Más tarde le tocó el momento a la puerta de la garganta. 

Las sombras se resisten a salir al sol de medio día y se defienden y lastiman y se resisten y desgarran al huésped que la quiere desalojar. 
Y cuesta poner en palabra los miedos más profundos, los más antiguos, los más venenosos. Por qué se arraigan, por que invaden. Porque crecen cuando viven escondidos de la conciencia, cuando uno se distrae, cuando uno no los quiere ver, cuando se hacen parte de la carne.

La palabra es poderosa, es sanadora y portadora de luz a donde por tanto tiempo solo hubo sombras.

Etiquetas: ,

06 marzo, 2014

Revelaciones

"Tenés unos miedos horribles dijo ella con expresión de sorpresa."
"—Sí. respondí son horribles y podría hacer listas de ellos..."

Tengo tarea para la próxima, ya se imaginarán.



Etiquetas: , , ,

26 febrero, 2014

Revolviendo

Siento que hoy me saqué un yunque del pecho.

Volví a la terapia.

Aliviada y emocionada.


Salud!




Etiquetas: ,

23 febrero, 2014

La vida misma

Hoy fue un día particular, con algunos logros y alegrías y por otro lado con la tristeza que uno puede llegar a sentir por la pérdida del otro. 

Justo hoy encontré esto y me sentí de alguna manera reconfortada. Lo comparto, quizá logre el mismo efecto en otra persona que lo esté necesitando.


“Deberías tener a un físico oficiando tu funeral”

Querrías a un físico para que le hable a tu familia doliente de la conservación de la energía, para que entiendan que tu energía no ha muerto. Tendrías un físico para recordarle a tu madre sobre la primera ley de la termodinámica, que ninguna energía se crea en el universo, y nada se destruye. Querrías que tu madre sepa que toda su energía, toda vibración, cada BTU de calor, cada ola de cada partícula que era su hijo amado permanece con ella en este mundo.En algún momento, esperarías que el físico baje del púlpito y camine hacia tu cónyuge para decirle que todos los fotones que alguna vez rebotaron contra tu rostro, todas las partículas cuyos caminos fueron interrumpidos por tu sonrisa, por el tacto de tu pelo, cientos de miles de millones de partículas, han corrido por el universo desde entonces, sus caminos alterados para siempre por ti. Y mientras tu viuda se mece en los brazos de tu amada familia, tal vez el físico les hará saber que todos los fotones que rebotaron en ti fueron recolectados por los detectores de partículas que son sus ojos, que esos fotones creados dentro de ellos, constelaciones de neuronas cargadas electromagnéticamente cuya energía continuará para siempre.Y el físico le recordará a la congregación cuanta de tu energía se disperso como calor. Y él les dirá que el calor que fluía a través de ti en vida sigue aquí, sigue siendo parte de todo lo que somos, asi como los que aun viven mantienen el calor en sus propias vidas.Y usted querría que el físico le explique a todos aquellos que te amaron que no necesitan tener fe y que, de hecho, no deben tener fe. Les hará saber que pueden medir, que los científicos han medido con precisión la conservación de la energía y la encontraron correcta, verificable y consistente a través del tiempo y el espacio. Esperarías que tu familia examine las evidencias y puedan estar complacidos de saber que la ciencia es sólida y encontrarían consuelo al saber que tu energía se encuentra todavía alrededor de ellos. De acuerdo con la ley de la conservación de la energía, nada de ti se ha ido, simplemente está de manera menos ordenada.Amen.”
 Aaron Freeman 

16 octubre, 2013

Leonid Afremov.

Buscando una imagen de invierno para poner como portada, ya hace algunos meses, me encontré con una pintura hermosísima. Cuando terminó el invierno, quise encontrar una imagen de primavera, pero no me resignaba a cambiar el estilo. Luego de mucho buscar di con otra pintura, con el mismo estilo pero que esta vez, mostraba una hermosa escena primaveral.
Realmente me encantó ese estilo de espátula colorida y húmeda, pero no tenía idea de como dar con el autor. Hoy (como suele suceder), buscando una imagen de brochas y pinturas de pared, apareció!

El artista plástico se llama Leonid Afremov. Por lo poco que he podido leer sobre él, sé que es bielorruso nacido en 1955 (igual que mi papá), que se graduó en la Escuela de Bellas Artes de Vitebsk, que actualmente vive en EEUU y que le encanta el Jazz. De todas maneras, lo más contundente de este fenómeno es su arte.

Aquí les dejo una muestra. Disfruten.






12 julio, 2013

Cambalache VII

El último cambalache lo debo haber escrito hace años, cuando todavía los blogs eran visitados y comentados por grupos de seguidores... Qué tiempos aquellos! Cuanta gente conocí en este lugar. Buenos recuerdos (algunos, otros mejor ni mencionarlos). 


Y aquí va entonces, haciéndole honor al tango, la biblia junto al calefón.

  • Terminar un libro me deja siempre me deja sensación de pérdida. Luego de terminarlo ando unos días sintiendo que me falta algo.
    Afortunadamente hay muchos libros para leer, aunque si comienzo a leer otro libro inmediatamente después de terminar el anterior, siento que no es lo que estoy buscando. Tengo que tener un tiempo de desintoxicación.
  • Ayer una empresa gigantesca terminó con la una de las tradiciones del balneario en el que vivo. Un supermercado de familia que ha estado aquí, en El Pinar, desde hace mucho tiempo, fue comprado por una cadena de supermercados. Ver los pasillos llenos de gente vestida de negro haciendo cuentas y cambios da la sensación de estar presenciando una usurpación. Lamentamos muchísimo el cambio. 
  • Conocí al retoño de 3 meses de una amiga... Precioso Maurito. Es alentador ver que la gente de mi generación sigue teniendo hijos, quizá algún día yo me atreva a traer otro príncipe al reino. Veremos... 



Etiquetas: