29 febrero, 2008

Bendición Celta


Qué el camino pueda encontrarse contigo,

Qué el viento esté siempre a tus espaldas.

Qué el sol brille tibiamente sobre tu rostro.

Qué la lluvia te refresque en tu camino.

Qué siempre vayas con el Dios y la Diosa en todas tus jornadas,
ahora y siempre.





Relata refero: Lo refiero como lo cuentan.

25 febrero, 2008

Cuándo la vida sonríe

Crónica de un Domingo precioso.


Me desperté temprano, cómo de costumbre. Preparé el mate y me vine para la compu a revisar correos, blogs y noticias. A media mañana desperté a Bru para que estudiara, porque hoy tiene un examen de biología. Después de mucho molestarlo, se levantó.
Casi a medio día vino de pasadita el chico con el que estoy saliendo hace un tiempo. (¿Dije saliendo? Bue, algo así, digamos al menos, que es alguien con quien las cosas están lindas y son absolutamente posibles.) Comimos algo los tres juntos y luego, cada cual a lo suyo.
A la tardecita estuve chateando (y riéndome con las ocurrencias) de mi madre, que está cómo loca con su nueva conexión a internet y quiere aprender todo en un par de horas.

A la tardecita volvió él (sí, él, ese que todavía no tiene etiqueta). Otra vez mate y charla mientras Bru estudiaba y en eso, llaman a la puerta. "Es un muchacho" me dice él. Me acerco y.... Ja! el negro Pablito se había dignado a venir! jajajajaja

Bruno no lo conocía personalmente, así que cuando escuchó que había venido largó el libro de biología al cuerno y vino a saludarlo. Luego de las presentaciones del caso, seguimos tomando mate mientras el negro querido le explicaba al príncipe unos temas para el examen.
Al ratito se marchó "él" y nos quedamos chusmeando con el negro, más tarde lo acompañé hasta la parada del ómnibus y sé fue. **

Llegué a casa y casi al mismo tiempo entró mi madre y Nico (es un chico que conozco desde los 8 o 9 años, un amor de gurí que ya tiene 21).
Para compartir hice unos sándwiches calientes a la napolitana. Cuando estaba sacándolos del horno, llegaron Damadiel (un tipo extraordinario, amigo de la familia de añares con sus hijos y su yerno). Charlamos y nos reímos hasta las mil y quinientas, tomamos mate (mucho mate), comimos sándwiches, los gurises (que ya eran 5) vieron una película.

Cuando todo el mundo se fue, me acerqué a la computadora a terminar de publicar un post en Mitología Pagana y al hacerle ping a unos de los servicios que uso en esa página, me di de frente con un blog de un antiguo conocido... Parece que no la está pasando bien. Automáticamente pensé que se lo merecía (me ha hecho un par bastante feas). Cerré la compu y me fui a acostar pensando en eso de merecer felicidad o tristeza y la verdad es que yo estaba tan feliz por el domingo llenito de gente querida, que no pude pensar que alguien se mereciera menos que eso; Una sonrisa enorme justo justo, antes de dormirse.

¡Buena semana!


* En un momento el negro salió y Bruno que todavía no podía creer estar conociendo al señor Bichicome dice: "Yo me lo imaginaba más zaparrastroso" jajajjaja (¡negro, mirá la impresión que andás dando en los niños!)


** Llegamos a la parada, nos sentamos, levanté la cabeza y venía el ómnibus... Negro suertudo, si yo voy a esperar el ómnibus para mi, no espero menos de 45 minutos.



Cuique suum: A cada uno, a cada cual lo suyo.

19 febrero, 2008

El Manual del Buen Soltero (Cap. 2)


Capítulo 2
La alimentación


Después de años de vivir sola -habiendo aprendido lo que es tener que cocinar por obligación- una empieza a descubrir las virtudes de las comidas sencillas (pero sobre todo rápidas). Claro que una vive inserta en una sociedad y por más que nuestra casa sea nuestro castillo, siempre estamos expuestos a las visitas inesperadas a las que -si queremos que se sientan a gusto y se queden un buen rato- conviene no dejar morir de hambre.

Por otro lado están las visitas de mamá. Cómo ella todavía no pudo cortar el cordón y sigue pensando que una es su nena y que nuestro castillo solo es una prolongación de nuestra habitación de de la casa materna, se siente en total libertad de abrir el refrigerador al mismo tiempo que repite (casi de memoria) "¡Nena! ¡No tenés nada para comer!" o "¡Ésto que tenés en el refrigerador no es comida!" y el subsiguiente discurso de las verduras y la comida sana, que suele terminar en un: "Bueno, dejame ver que te puedo hacer de comer con ésto que tenés acá". Cosa que nunca tiene buen final...

Cualquiera sea la circunstancia, hay que estar preparado. Es por éste motivo, que a continuación les dejo una serie de piques que nos mantendrán sin pasar hambre, ni mucho trabajo, y qué a la vez nos dejaría bien parados a la hora de las visitas, tanto de las amistosas como la de mami.


Esas cosas que nunca pueden faltar en la alacena.

  • Latas de conservas (arvejas, maíz, atún, etc.)
  • Alimentos no perecederos (arroz, pastas, azúcar, sal, etc).
  • Brebajes varios (tés -alguno digestivo nunca viene mal-, cafés -preferentemente fuerte- yerba mate).
  • Alguna bolsa de porquerías (lease, papas fritas, maní salado, etc.).
  • Galletitas saladas.
Indispensables en el refrigerador
  • Botellas de agua.
  • ¡Mayonesa!
  • Aceitunas.
  • Tomates.
  • Algún lácteo (para desintoxicar).

Lo que nunca viene mal tener a mano

  • Alguna bebida espirituosa para compartir.
  • Alguna fruta para cuando no hay ganas ni de untar una galletita.
  • Alguna verdura -tan nutritiva cómo asquerosa-, para que mamá tenga que hacer un esfuerzo para criticarnos nuestra alimentación. (Ej. brócoli).
  • Sales de fruta, por cualquier emergencia.
  • El número de teléfono de la pizzería más próxima (por razones obvias, cero ganas de levantarse del sofá).

Yo soy de la teoría de la comida de tres ingredientes (a lo sumo cuatro). No hay necesidad de estresarse con preparaciones más elaboradas para alimentarse.

Propongo un día típico:

A mi me gusta levantarme relativamente temprano, entonces me hago el matecito que tomo toda la mañana. Cerca del medio día me da un poco de hambre, entonces manotéo una manzana mientras pienso que voy a hacer para almorzar (en el caso de).
Pongamos que estoy en un día tranquilo. Bien, pinta cocinarme arroz. Para acompañar una ensaladita de tomate y alguna lata (atún, arvejas o choclo) y para aderezar... ta-taaan ¡mayonesa! (todo queda rico con mayonesa).Cafecito y listo.
Tipo cuatro de la tarde, mate otra vez (qué me acompañará dos o tres horas).
A la tardecita cae un amigo que se toma los últimos mates y le da hambre.
Todo en orden.
Sacamos de la alacena el paquete de porquerías que nos vaya quedando mientras preparamos un menjunje con una lata de atún, aceitunas y mayonesa, y lo llevamos a la mesita junto con galletitas saladas y algún brebaje para acompañar. Entonces, ¡qué las velas ardan!

¿Qué tal?

¡IMPORTANTE!:
Estimado amigo, recuerde renovar el brócoli (u otra verdura asquerosa) una vez a la semana -como mucho, cada 10 días-, porque su mamá sabrá identificar con exactitud si aquella cosa verde qué habita en su refrigerador, es fresca o ya se está convirtiendo en un germinador (con las consecuencias del caso).


¡Mucha suerte y hasta la próxima!



16 febrero, 2008

Directorios de blogs hispanos

(Un aporte a la comunidad blogger hispana)

Por octubre de 2005 di con ésta cosa fantástica de los blogs, sin tener muy claro ni el "para qué", ni el "cómo" de hacer un blog. Algunos ya saben hace años, que mis comienzos bloggers fueron de la mano de Leyendas Paganas, blog que empecé escribiendo para Pagano -que por aquel entonces era mi pareja y quien me mostró éste mundo blogger- y para mi, sin más intenciones que tener un lugar para recopilar cachitos de cultura precristiana.

Cuando empezaron a llegar comentarios fue una sorpresa enorme -el primero que llegó fue de mi querida chilena Mikamy, quien después se incorporó a Leyendas y qué ha sido un aporte importantísimo para el blog- y con ellos empecé a entender de qué iba la cosa.

Escribir está muy bueno (no voy a hablar de todas las beneficios de ello), pero saber que te leen es mágico.

En todo éste tiempo de blogger he aprendido que una de las formas efectivas para poder mostrar el trabajo que hago en mis blogs, es añadiéndolos a directorios y es por eso que hoy dejo éste pequeño aporte; una lista de directorios de blogs hispanos en donde poner a la vista el trabajo de cada uno.

Muy recomendados:


Buenos:



No están mal:
Por países:

¡Sáquenle jugo!


Ad libitum: Con libertad. A gusto. A voluntad.

14 febrero, 2008

Otra vuelta más...



Y sí... Parte Pagana, éste cachito de bosque virtual, hogar de los sentires y pensares de ésta Pagana; punto de encuentro con los amigos de años y con desconocidos; lugar de reflexiones y risas, hoy cumple dos añitos.

Desde aquí, gracias a todos los qué han hecho de Parte Pagana, una partecita de su día.

¡Un abrazo grandote!

09 febrero, 2008

8.00 AM


Pip-pip, pip-pip, pip-pip,
#&%@€¬¬,
uuffffff...
¡toing!

Miauuuuu, miauuuu, miaaauuu,
ggrrrrrrrrr,
miauuu miauuu, miauuuuuuuu
poc poc pac poc.

ShhhShhhShhSsshhhShh Nannaaaa
Shhshhhh
ShhLaira
alaraiShhhShhhLaralilaaaaShhShhSshhShh.
ShhhShhnanaranaaaSsshhhShh chanchan!

Fiiiiuuuuuuuuuuuuuu,
tintintin,
Mmmmhh, ñami ñami,
gluc gluc gluc,
slam slup.

Tictictic, tictictic...
clic clic, clic, clic,
gluc gluc gluc,
clic, clic, "$%&",
clic, clic, clic,
jejejeje




Instar omnium: Como todo el mundo.

07 febrero, 2008

La leyenda y el año de la Rata



Cuenta una leyenda que hace mucho mucho tiempo, el emperador de Jade envió cartas a todos los animales de la creación. En ella decía: "Mañana por la mañana, quiero que vengan aquí, y según el orden en que lleguen, del primero al décimo segundo, designaré su jerarquía entre todos los animales, correspondiéndole a cada uno un año".

Los animales estaban muy animados con la carrera.

Se dice que alguna vez, la rata y el gato fueron muy
buenos amigos. A pesar de todo, estos dos animales eran los peores nadadores en el reino. Aunque malos nadadores, ambos eran muy inteligentes, entonces decidieron que la mejor forma y la más rápida de cruzar a través del río, era en la espalda de un búfalo.
El búfalo, siendo un animal bueno, estuvo de acuerdo en cargarlos a través del río. Sin embargo, por haber un premio de por medio, la rata decidió, que para ganar, debía hacer algo. Cuando estaban llegando a la orilla, la rata pegó un salto, no sin antes empujar al gato al agua. (Es por eso que el gato se convirtió en el enemigo natural del ratón y del agua)

Tras esto, la Rata llego a la orilla y reclamo el primer lugar en la carrera. Por lo tanto es el primer animal del horóscopo chino.

Seguido de cerca por el fuerte Búfalo, que fue nombrado el segundo animal del zodiaco.

Luego del búfalo vino el Tigre, quien explico -jadeando- como lucho contra las corrientes. Pero su gran fuerza le hizo llegar a la orilla y convertirse en el tercero del zodíaco.


El cuarto puesto fue para la Liebre
, quien gracias a su habilidad de saltar, pudo brincar de una orilla a otra. Explicó al Emperador que estuvo a punto de caer al río si no llega a ser por un pedazo de tronco flotando en el agua.

Luego llegó volando el
Dragón. Este explico al emperador, que no pudo llegar primero dado que se detuvo a crear lluvia para ayudar a la gente y criaturas de la tierra. Además, en la línea final encontró un conejo aferrándose a un tronco al que ayudo dándole un empujón con su aliento para que este pudiera llegar a la orilla. El emperador, sorprendido por su amabilidad le otorgo el quinto lugar del zodiaco.

Poco después se oyó al caballo galopando, al que la Serpiente dio un susto haciéndolo caer, de forma que ésta llego en sexto lugar y el Caballo en el sépt
imo.

A poca distancia del lugar se encontraban la Oveja, el Mono y el Gallo que se acercaban a la orilla río. Las tres criaturas se ayudaron entre sí para cruzarlo. El gallo construyó una balsa de madera para los tres animales. La oveja y el mono despejaron la maleza y finalmente remando y remando consiguieron llegar a la orilla contraria. El emperador, muy complacido por el trabajo en equipo de los animales, nombró a la oveja el octavo animal, al mono el noveno y al gallo el décimo.

El onceavo animal fue el Perro. Aunque el perro debería haber obtenido un buen puesto ya que era el mejor nadador de todos los animales, se retrasó ya que
necesitaba un baño después de la larga carrera y al ver el agua fresca del río no puedo resistirse.

Justo cuando el emperador iba a dar por cerrada la carrera escuchó el gruñido de un pequeño Jabalí. El había comenzó la carrera hambriento, por lo que al poco de empezar se dio un banquete y hecho una siesta. Cuando despertó, continuó con la carrera y llegó justo para ser nombrado el animal número doce del zodiaco.

El gato llegó demasiado tarde (en el lugar trece) por lo que no pudo ganar ningún puesto en el calendario, ni en el horóscopo chino, convirtiéndose en enemigo de la rata para siempre.



¡Feliz año nuevo chino!
¡Feliz año de la Rata!


In illo témpore: En aquel tiempo.

05 febrero, 2008

Vitae

He estado trabajando un promedio de 12 horas diarias entre clases y sitios web. Ya no hay parte de mi que no esté cansadísima. Igual, cualquiera de los dos trabajos son muy satisfactorios.

Me encanta ver a los muchachos aprender. Cada vez que hacen suyo un nuevo conocimiento, ellos sienten que alcanzaron una pequeña meta y van por más -sabiéndose capaces de incorporar más y más conocimientos, no conformándose- y yo no puedo menos que sentirme orgullosa y alegrarme con ellos.

Con el sitio web en el que he estado trabajando desde hace un par de semanas, lo mismo. No solo disfruto muchísimo el diseño -qué es una tarea que hago a solas- sino también cuando visito a los dueños de la página y ellos se fascinan con algo nuevo.
Saberlos entusiasmados y con proyectos que van siempre a más, me deja una sensación alegría, mezclada otra vez con orgullo -tanto por mi trabajo, como por ellos, porque a pesar de ser personas de edad, son la muestra de que siempre se renace cuando se le pone vida a la vida- que me llenan de energía y me hacen trabajar, aún con más ganas.


En fin, en esas ando.

La mañana está de un amable fresquito. Las plantas de mi jardín están preciosas y ya han recibido su agüita fresca. Incluido en el riego el pequeño Paraíso veteado del fondo -que se habían comido íntegro las hormigas-, qué está volviendo a brotar...

Es que siempre se renace cuando se le pone vida a la vida...

¡Un abrazo grandote!





Si vis scire, doce: Si quieres aprender, enseña.

02 febrero, 2008

Lughnasadh y Yemanyá

Coincidiendo con la festividad de Yemanyá (deidad del paneón Yoruba), celebrada por los fieles de religiones afro-umbandistas, los antiguos celtas conmemoraban el tercero de los cuatro festivales del fuego.

Ésta es una celebración dedicada a la Madre Naturaleza dadora de vida. Ella es representada cómo una embarazada a punto de dar a luz, que en la naturaleza se ve reflejada en las plantas cargados de frutos, listos para ser cosechados.

Éste es el punto medio entre el solsticio de verano y el equinoccio de otoño. El Dios Sol (Lugh) ha recorrido gran parte de la rueda de la vida; ha nacido en Yule; ha sido un niño en Imbolc; ha llegado a la adolescencia en Ostara y se ha convertido en adulto en Beltane. En Litha su poder fue máximo, y ahora, en Lughnassadh, cuida las cosechas a la vez que va perdiendo fuerza y tomando conciencia de su mortalidad.
La Diosa sabe que él morirá, pero ella lleva en su vientre la semilla que lo volverá a la vida en el próximo Yule.

Yemanyá es una deidad asociada a la gestación y a la maternidad y representa el mar en calma y embravecida. Es concebida cómo la gran madre de los seres humanos y llamada también Okutti (reina de las brujas).

Para los celtas, la gran madre ha sido desde siempre, representada con la luna y el agua, esos han sido sus símbolos, por lo que éste sabbat se celebraba cercano a cursos de aguas o en grandes espacios de tierra.

Ésta sabbat tienes el propósito de celebrar por los esfuerzos realizados y pedir a los dioses una buena cosecha a futuro, no solo material, sino también espiritual. De la misma forma, Yemanyá recibirá los pedidos de sus hijos y los concederá.

Es tiempo de empezar a preparase para las mitad oscura del año. Entonces, habrá que planificar cómo lo hace una madre cuando está en los últimos meses de gestación.


¡Feliz Lughnasadh!


Idem: Lo mismo